Carta abierta de un Hijo por la muerte de su Padre a causa del asbesto de Pizarreño

CARTA ABIERTA DE UN HIJO POR LA MUERTE DE SU PADRE A CAUSA DEL ASBESTO DE PIZARREÑO

28 de Abril de 2014

Hoy se cumplen tres años desdeque falleció mi padre Adrián Carlos Prieto Delgado, a causa de una enfermedad llamada Mesotelioma pleural maligno, enfermedad mortal provocada por elasbesto. Mi padre nació en la Población Pizarreño que se ubica a un costado dela fábrica y trabajó en la misma durante un tiempo. Desde ese entonces juntocon otros hijos, nietos y vecinos de víctimas de la fábrica de Maipú decidimoscrear Unidos Contra el Asbesto y comenzar nuestra lucha contra el mineral y lasempresas que lo ocuparon negligentemente a sabiendas del daño que provocaba alos trabajadores, sus familiares y vecinos.

Recuerdo perfecto a mi padre,luego de que le extrajeran un pulmón, estar lleno de tubos y máquinas conectadas a su cuerpo en una camilla de la Clínica UC y dibujar una sonrisa linda como él tenía, con una impronta decidida y alegre, dispuesto a enfrentarlo que viniera de cara a su enfermedad, cuestión que nos contagiaba a la familia, por eso todos teníamos fé de su recuperación. Ese mismo día acostado en su camilla mi padre me dice: “Adrián, hoy tú estás conmigo sufriendo esta enfermedad, viéndome adelgazar, viéndome retorcerme por mis dolores, viendo loque me cuesta alimentarme, moverme y hacer mi vida con normalidad, pero este calvario lo han pasado muchos como yo, y como tú,  otros hijos han visto deteriorar la vida de sus padres o madres y hermanos, pero esto no puede terminar así, tú debes hacer algo, no solo por mí, sino que también por los cientos de obreros y sus familias que fueron contaminados y asesinados por Pizarreño, pues esa empresa maldita es la culpable, gracias a Pizarreño yo estoy perdiendo mi familia, mis sueños, mi vida…”. Mi respuesta sin dudar fue sí,  y desde ese día sé que yo no voy a descansar hasta que consigamos justicia, demostrando que Pizarreño es una empresa genocida y responsable de cientos de muertes, con el beneplácito de las autoridades, la mutual de seguridad y del Estado.

Los ex trabajadores, familiares y vecinos de la planta de Maipú siguen enfermándose y muriendo. Aún Pizarreño, lamutual y el Estado desconocen su culpabilidad y no han hecho nada para remediarlo, es más, desestiman nuestra fuerza y trabajo en la justa reivindicación que muchos llevamos a cabo, mintiendo, ofreciendo dinero y culpando a los mismos trabajadores y vecinos de las muertes.

Por eso hago un llamado abierto,sobre todo a quienes pertenecemos a la que una vez se llamó “la familia dePizarreño”, a mis amigos de ACHVA y otras agrupaciones que luchan contra elasbesto u otros contaminantes y a todo habitante del territorio de Chile, pues este es un problema país, a que no desmayemos en la lucha, a que no olvidemos lo que pasaron nuestros seres queridos, a que no olvidemos y no perdamos de vista que NO ES JUSTO NI ES NORMAL MORIR POR TRABAJAR O MORIR POR VIVIR AL LADO DE UNA FABRICA.

También a no perder de vista nuestras causasen tribunales, debemos informarnos a través de nuestros representantes o abogados de cada gestión que se haga en pos de hacer justicia, pues los abogados aunque nos ayudan y prestan un fundamental servicio NO SON DUEÑOS delas muertes de nuestros seres queridos, no son dueños del dolor y el sufrimiento, y que aunque en tribunales debe probarse lo público y notorio (que pizarreño es culpable de contaminación y muerte) no podemos esperar sentados aque la justicia llegue, DEBEMOS SALIR A BUSCARLA, y ayudar en esta misión en las calles, barrios y en cualquier instancia.

Por último, desde aquí envío unmensaje a los dueños de Pizarreño y sus cómplices, VAN A TENER QUE MATARME PARA CALLARME, matarme igual como lo hicieron con mi padre, no me ofrezcan más dinero, no hay dinero alguno que silencie mi dolor, que silencie el llanto de mi madre en las noches, el daño que produjeron a mi hermana al quitarle a su padre y el daño que por meses sufrió mi papá.

Aunque mil puertas se cierren,otras mil abriremos para hacer justicia, eso es lo que esperan de nosotros quienes soportaron el calvario del asbesto, nuestros padres, madres, hermanos y amigos asesinados por Pizarreño y otras empresas.

 

ADRIAN PRIETO FARÍAS

HIJO DE PADRE ASESINADO POR PIZARREÑO

VOCERO DE UNIDOS CONTRA EL ASBESTO

 

Usa Facebook para comentar en esta página

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *